Desarrollo de la Huasteca

En la Huasteca –un territorio compartido por los estados de Puebla, Hidalgo, Querétaro, San Luis Potosí, Tamaulipas y Veracruz–, conviven huastecos, otomíes, tepehuas, totonacos, pames y mestizos. Esto la hace una región rica en lenguas, manifestaciones espirituales, artísticas, culinarias, tecnológicas y más. Sin embargo, podríamos argumentar que comparten una cosmovisión. Por eso hablamos de una cultura única que ha resistido a las más duras pruebas históricas.

Desde 1994, el Programa de Desarrollo Cultural de la Huasteca (con el apoyo del gobierno federal y de los seis estados) ha reforzado las condiciones necesarias para que las comunidades de la región protejan y transmitan un patrimonio cultural en el que conviven modernidad y tradiciones milenarias.

Entre las acciones realizadas, destacan el inventario del patrimonio cultural de la Huasteca, el apoyo a músicos, danzantes, médicos tradicionales, artesanos, cronistas y promotores culturales. Encuentro de niños y jóvenes huapangueros y el Festival de la Huasteca, por ejemplo, son un referente nacional.

Hoy, el patrimonio vivo de la Huasteca goza de un nuevo auge.